Seleccionar página

Todos alguna vez hemos tenido ciertos tipo de problemas con nuestras cerraduras, y es por ello que nos preocupa que estos totalmente informado para que puedas solventar tu problema en el menor tiempo posible y sobretodo cuando de una puerta cerrada se trata, ya que esto puede ser un problema bastante grande en tu hogar, sobre todo si se trata de la puerta principal de tu casa. Averiguar aquí
Intentar abrir una puerta que se encuentra trabada realmente no es mucho trabajo, aunque sí se deben de tener ciertas técnicas y las herramientas para poder lograrlo y es por ello que en este artículo te mostraremos todas las indicaciones para que por tu cuenta para realizar este trabajo evitando contratar a personas que si bien realizan un trabajo de calidad garantizada, los costos por sus servicios son bastante altos.
Es importante mantener los ojos abiertos y que sea capaz de retener toda información, ya que la seguridad de tu hogar es bastante importante es por ello que si requieres mantener la tranquilidad de tu hogar y tener segura a tu familia y a todas tus posesiones, deberás seguir las siguientes recomendaciones ya que una puerta que no pueda abrirse o cerrarse es un problema que debe solventarse rápidamente.
Pasos para dar solución a tu problema
Método de la palanca
Lo primero que debemos hacer es observar la cerradura, esto se debe a que en esta área procederemos a realizar la mayor parte del trabajo. Tenemos que conseguir algo que sirva como palanca, ya que fijaremos este método para poder aperturar la puerta.
Una vez que tengamos el objeto que servirá de palanca entonces le insertaremos en el lado de la cerradura. Algo que debemos tener en cuenta es que este objeto puede ser una tarjeta de crédito, ya que resulta lo suficientemente flexible para la vez firme como para que pueda tener el efecto deseado en nuestra puerta. El próximo paso será insertar la tarjeta en la ranura entre el pestillo y el marco, esto debe hacerse cuidadosamente y se hará con la intención de intentar mover el pestillo que asegura la puerta.
Quitar la cerradura
Cuando decidimos quitar la cerradura simplemente debemos tomar nuestros destornilladores y retirar el tornillo que se encuentra en la parte lateral de la manilla. Aunque cabe destacar que muchas veces nos encontramos con un seguro el cual debemos presionar para retirar el pomo.
Una vez que retiremos el tornillo o presionemos el seguro anterior, procederemos a desajustar los tornillos que sostienen la cerradura haciendo uso de nuestro juego de destornilladores, esto te servirá para poder aperturar la puerta en caso de que estés encerrado.
Si el problema se presenta con una cerradura de interiores, la solución pasa por utilizar una llave Allen de nuestro juego de destornilladores para poder abrir una manilla de este tipo.
La puerta se encuentra cerrada, entonces puede utilizar este tipo de llave hexagonal la cual será de mucha ayuda ya que te permitirá destrabar la puerta. Cabe destacar, que este tipo de llaves tienen forma de y pueden encontrar en muchas ferreterías. Por otra parte este juego de llaves no resulta costoso, y muchas veces estos se venden incluso en la calle, lo cual resulta en algo totalmente útil en caso de que te quedes encerrado.
Para usarla sólo debes utilizar la llave Allen que se ajusta al tamaño del agujero y procederás a girar la llave hasta aflojar la perilla.
Para concluir, se debe tener en cuenta que cuando una puerta se encuentra cerrada podemos hacer uso de cualquiera de las técnicas anteriormente mencionado, sin embargo debemos estar atentos siempre respecto al seguro interno de la puerta, e incluso de las llaves de la misma.

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Do NOT follow this link or you will be banned from the site!
PULSE Y LLAME